·        Desde hace tres años, Crédito Integral representa una solución para la vivienda social y una alternativa para reactivar la cadena productiva en el sector vivienda.

·        Crédito Integral trabaja de la mano del Infonavit para que desarrolladores de vivienda social, tengan hasta 50% más de rentabilidad y 0% en tasa de interés. 

En nuestro país existe un rezago habitacional de aproximadamente 14 millones de viviendas, de acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval); una problemática que afronta YAVO CAPITAL mediante el  financiamiento de proyectos inmobiliarios de vivienda, a través de su solución, Crédito Integral.

El objetivo de esta financiera, enfocada principalmente al sector bienes raíces es que, a través de Crédito Integral, los desarrolladores trabajen en proyectos dirigidos a satisfacer la demanda de vivienda de interés social, junto con el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit). Es una Sociedad Financieras de Objeto Múltiple (SOFOM) cuyo principal diferencial es la rentabilidad estimada en 50% extra o más y 0% en tasa de interés.

Víctor Rosales Aranda, Director de Ventas de YAVO CAPITAL explicó que Crédito Integral representa la opción con menor costo financiero y de mayor certidumbre para desarrolladores, ante la falta de financiamiento y los escasos préstamos por parte de la banca comercial. Además de aumentar la posibilidad de ofrecer mejores viviendas a un precio final más competitivo y por ende, haciendo los hogares más accesibles para muchas más personas.

“En tres años, YAVO CAPITAL a través de Crédito Integral ha financiado el desarrollo de cerca de 2 mil viviendas en todo el país, principalmente en Coahuila, Chihuahua, Sinaloa, Yucatán, Quintana Roo, Tabasco y Chiapas y miras a llegar a todo el país. Cubre el 100% de los insumos y en contraste con la banca comercial -que ofrece hasta 60%-, implica mejores dividendos que pueden llegar hasta un 118% en el retorno del capital o ROE”, señaló el ejecutivo.

Esta opción de financiamiento lleva ocho años en el mercado y su impacto ha sido tal que, los congresistas, firmaron un punto de acuerdo en el Senado de la República con base en la aplicación de Línea III, bajo el que se aprobaba la realización de 50 mil viviendas al año,  un esquema con el que se calcula una derrama económica de 30 mil millones de pesos, aproximadamente.

La financiera YAVO CAPITAL ha operado créditos por más de mil 700 mdp a lo largo de sus tres años de experiencia, pero también, ofrece fideicomisos y créditos puente a los desarrolladores de hogares con un menor costo y bajos niveles de riesgo.

Caba decir que Crédito Integral da un giro en los procedimientos de desarrollo de bienes raíces, pues los compradores de las viviendas financiadas, además de estar tranquilos por tal transparencia, pueden acceder a la preventa tan solo con el proyecto ejecutivo aprobado.

Actualmente, hay 4.2 millones de derechohabientes en México que no han utilizado su crédito de vivienda, de hecho “si 1.3 millones de personas lo quisieran, podrían adquirir viviendas de entre 300 mil pesos y 1.5 mdp sin necesidad de una puntuación tan alta como antes se exigía, algo que contribuye a  democratizar más el acceso a vivienda en más segmentos de la población con menores ingresos”, agregó el vocero.

Finalmente, Rosales Aranda enfatizó que el modelo de operación de financiamiento de YAVO CAPITAL no requiere garantías colaterales, buscando así, combatir seriamente el problema de necesidad de hogares en el país.