¿Cómo ser un consumidor sustentable?

En la actualidad, el consumo responsable va más allá de una tendencia, esto debido a que los recientes informes publicados por la ONU y diversas asociaciones en temas ambientalistas, han evidenciado la importancia de disminuir el uso de recursos naturales para el consumo humano.

Ante dicho panorama ser consumidor responsable más allá de aprender a reutilizar, se enfoca en crear conciencia social sobre la importancia de llevar a cabo prácticas sustentables, esto para invitar a que la población aprenda a vivir únicamente con los productos que son esenciales para la vida diaria.

Durante los últimos años, muchas personas se han sumado a esta iniciativa, trayendo importantes beneficios para la sociedad en general. 

Para ser parte de este cambio de hábitos Luxury, Premium and Fashion México, da esta serie de recomendaciones:

·Por cada nueva compra, deshazte de un objeto:

Es recomendable que al adquirir un producto, se piense en algún otro que pueda vender, regalar o darle otro uso para generar un ciclo de consumo sustentable.

·Optar por el uso de marcas eco-friendly:

Invertir dinero en productos que han sido elaborados bajo los estándares al cuidado del medio ambiente, es fundamental para la conservación de este. El estudio Global de Nielsen de Sustentabilidad informó que ha ido en aumento el número de consumidores que están a favor de una mayor inversión, al adquirir productos de marcas comprometidas a las prácticas sustentables.

·Evitar el uso de plástico:

Reutilizar empaques, bolsas y contenedores para poder llevar objetos al realizar compras, evitará el uso desmedido de plástico, el cual afecta directamente al ecosistema debido al tiempo de descomposición.

·Realizar tus pagos de manera electrónica:

Obtener recibos digitales y fomentar el uso de las aplicaciones para transacciones, así como pagos de productos y servicios impulsa a que se logre disminuir el volumen de papel.

Ser un consumidor responsable, es crear conciencia acerca del impacto que genera la adquisición desmedida de productos, tomando en cuenta que las futuras generaciones necesitarán el uso de los recursos naturales, siendo este el motivo principal por el cual las marcas más reconocidas han tomado medidas para que la explotación de los recursos sea de manera responsable.