Si eres de aquellos que quieren hacer ejercicio, pero estar en un gimnasio y correr no te gusta, no te preocupes, no todo está perdido, la mejor opción para ponerte en forma y no aburrirte, es patinar. De acuerdo a una investigación realizada por la Universidad de Konstanz en Alemania, patinar a una velocidad constante y moderada aumenta el ritmo cardiaco a niveles de entre 140 y 180 latidos por minuto, lo que permite quemar entre 300 y 600 calorías si se hace durante una hora.

Patinar es un ejercicio aeróbico completo, por ende, se involucran diversos músculos del cuerpo beneficiando principalmente al corazón. Realizar esta actividad es equivalente a trotar en comparación a la quema de calorías, pero en contraparte, es un deporte de bajo impacto, por lo que las rodillas no sufrirán.

Además de ser una actividad que ayudará a quemar bastantes calorías, también tendrá beneficios como el fortalecimiento y tonificación de brazos y piernas (en el caso de las mujeres, ayudará en la disminución de la celulitis), fortalecerá el abdomen, los muslos y activará el sistema circulatorio.

Aprender a patinar no es muy complicado, pero sí requiere de mucha práctica y paciencia. Lo primero que debes saber es cuántos tipos de patines hay y para qué sirve cada uno, así como también los diferentes estilos de patinaje que puedes practicar. De esta forma podrás elegir los que mejor te acomoden según tus preferencias. En Segundamano.mx, portal de clasificados, podrás encontrar diferentes tipos de patines y elegir los que más te gusten.

  • Tradicionales: También llamados squad o en paralelo, estos patines de 4 ruedas, dos en cada eje, se utilizan para practicar deportes como el hockey, el patinaje artístico y el roller derby.
  • De línea: Este tipo de patines son más contemporáneos, por lo que tienen más desarrollada su tecnología y se adaptan a diferentes actividades.
  • Patines de fitness: también llamados “de calle”, son ideales para los principiantes, ya que son los más básicos.
  • Patines de freeskate: al ser más versátiles, se recomiendan para aprender técnica o introducirse en disciplinas como derrapes, salto, slalom o hockey.
  • Patines de slalom: se ajustan perfectamente al pie, por lo que resultan ideales para la práctica del slalom (conos).
  • Patines de agresivo: son más robustos y pesados, lo que les da resistencia a golpes y caídas. Con ellos podrás realizar saltos, giros y grinds.
  • Patines de velocidad: se caracterizan por tener botas bajas, ligeras y ruedas más grandes que el resto.
  • Patines de descenso: están diseñados para aguantar grandes velocidades y contar con la máxima estabilidad.
  • Patines todoterreno: cuentan con ruedas neumáticas más grandes de lo habitual para poder ser utilizados en cualquier superficie.

Sin importar el tipo de patinaje que vayas a practicar, es necesario que además de tus patines, cuentes con un equipo de protección como casco, rodilleras y coderas. Y si lo quieres llevar más en serio, también deberás tener algunos accesorios como una mochila especial, gafas y hasta una cámara de video para registrar tus aventuras, todos estos artículos los podrás encontrar en segundamano.mx, donde siempre habrá gran variedad entre precios y gustos.