El Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) y su Asamblea Consultiva (AC) expusieron la visión del Consejo respecto de una elección incluyente, a la par de presentar una serie de propuestas para lograr este objetivo: “Exhortamos a a todas las personas involucradas en los comicios a mostrar un compromiso con la igualdad y el combate a la discriminación; instamos a los partidos políticos a desarrollar campañas centradas en propuestas y argumentos y a consultar la ‘Guía de Acción Pública, Elecciones sin discriminación’, que hemos elaborado conjuntamente con el Instituto Nacional Electoral”, compartió la presidenta del Conapred, Alexandra Haas Paciuc.

Por su parte, la presidenta de la Asamblea Consultiva del Conapred, Mariclaire Acosta, presentó el “Decálogo para una agenda electoral incluyente”, donde destacan los principales pendientes en materia de inclusión, la cual es un criterio constitucional obligatorio que deben contener todos los programas y propuestas de gobierno.

El decálogo subraya la importancia de tener en el centro de los programas y propuestas electorales la inclusión mujeres, de personas con discapacidad, pueblos indígenas, personas mayores, niñas, niños y adolescentes, trabajadoras del hogar, personas lesbianas, gay, bisexuales, trans e intersexuales (LGBTI), entre otros grupos. Asimismo, destaca la imperativa necesidad de reconocer constitucionalmente los derechos de los pueblos y comunidades afrodescendientes.

A su vez, Roy Campos, invitado honorario de la Asamblea Consultiva del Conapred, presentó el documento “Cuatro propuestas para una comunicación electoral incluyente”, que contiene una serie de recomendaciones para transmitir mensajes políticos sustentados en los principios de igualdad y no discriminación.

En el documento, el Conapred y su Asamblea Consultiva proponen que en las campañas electorales se utilice lenguaje incluyente y que los grupos históricamente discriminados estén representados y visibilizados en mensajes y materiales de difusión, a la vez que llama a que dichos mensajes eviten reproducir estereotipos y estigmas alrededor de las poblaciones discriminadas.

Finalmente, menciona que es importante que los mensajes, contenidos y debates electorales sean accesibles para todas las personas. Por ello, propone que se transmitan usando Lengua de Señas Mexicana, traducción a lenguas indígenas y a braille, subtítulos, entre otros de accesibilidad.