Hoy en día las organizaciones que reconocen y aprovechan las diferentes culturas, experiencias y opiniones de su fuerza de trabajo, superan a las que son menos diversas e inclusivas. Estas empresas también están mejor situadas para atraer y retener a profesionales talentosos.  Según el “Reporte de Diversidad de Género 2017”, un nuevo estudio realizado por la consultora líder en reclutamiento especializado Hays, indica que la ambición principal (60%) de las encuestadas es desarrollar su propio negocio en 10 años ya que les permitirá crear empleos, tener mayor independencia y administrar sus tiempos de manera más eficiente para cumplir todos los roles: profesional y vida personal.

Estos datos confirman que la falta de mujeres en puestos de responsabilidad, no se debe a un bajo nivel de ambición femenina, sino más bien a cómo las empresas se estructuran y se organizan a la hora de promover el talento.

Igualdad de oportunidades

El año pasado, el estudio explicaba que el 63% de las mujeres mexicanas sentían que tenían la oportunidad en su puesto de trabajo actual para promoverse y comunicar sus ambiciones profesionales, en comparación con el 80% de los hombres. Este año sólo un 34% de los encuestados indicaron contar con muchas oportunidades, el 27% con pocas y un 19% tienen una percepción de no contar casi con ellas. Es importante destacar que, de los encuestados, un 64% indica que tienen un plan de desarrollo o plan de carrera pensado, lo que implica que se sienten con posibilidades de promoción o mantienen una buena comunicación con sus jefes directos. En este punto, el 67% dice que su gerente es consciente de sus planes individuales de carrera.

Flexibilidad laboral

La flexibilidad en el trabajo es un tema mucho más relevante para las mujeres que para los hombres, lógicamente está muy asociado a la maternidad. Uno de los motivos por los que las mujeres no trabajan es debido a que sus horarios y la crianza de los hijos son incompatibles con una jornada completa. Frente a esta situación, el trabajo a tiempo parcial puede ser una herramienta útil para aumentar su participación laboral. El 58% de los encuestados contestó que es “muy importante” contar con opciones de trabajo flexible y el 30% dijo que es importante.

Diversidad e Inclusión

La igualdad de condiciones laborales y la necesidad de que todos los miembros de la organización cuenten con las mismas oportunidades y recompensas, son tan solo algunos de los temas que hacen parte de las discusiones y propósitos a la hora de hablar del clima laboral y la reputación de la marca empleadora. En este punto, el reporte de Hays México de este año, asegura que el 47% indican que no cuentan con programas de Diversidad de Género, 16% no están seguros y un 32% indican que sí. Además, el 41% de los encuestados dicen que sólo a veces se cumplen los programas de Diversidad e Inclusión, pero es preocupante la gran cantidad de hombres y mujeres que dicen que se cumplen de “vez en cuando” (15%), reflejando una falta de consistencia en las organizaciones.

Aquellos encuestados cuyas empresas cuentan con políticas de igualdad se muestran más optimistas con su salario, aspiraciones y oportunidades profesionales. La existencia de políticas de igualdad de género tiene un impacto positivo tanto en hombres como en mujeres. Por lo tanto, los empresarios deben asegurarse de que sus empresas cuentan con estas políticas y de que los trabajadores las conocen. El trabajo debe de venir del board de la empresa para que las políticas sean ejecutables.

Recomendaciones de Hays México

Cada vez se avanza más en materia de igualdad, diversidad e inclusión, ya no hay espacio para las organizaciones que no ven la oportunidad de aprovechar las habilidades y visiones diferentes, las culturas y etnias que permiten conocer otras estrategias de negocio y descubrir talentos nunca antes pensados. A pesar de estos avances, en materia de diversidad de género, muchos empleadores todavía no están a la par y les queda un camino bastante amplio para lograr reducir la brecha aún existente en el mercado laboral mexicano y mundial.

El “Reporte de Diversidad de Género 2017” elaborado por Hays México, brinda estas recomendaciones para las organizaciones:

  1. Impulsar el trabajo flexible y la igualdad de condiciones: Como demuestra este reporte, los profesionales aspiran cada vez más a trabajos flexibles que les permita equilibrar todos los ámbitos de su vida. Si las empresas incluyen beneficios como flexibilidad de horarios, home office, entre otros, tanto a hombres como a mujeres, ayudarán a generar mayor confianza, motivación y productividad. Por otro lado, y sobre las condiciones laborales, transparentar los honorarios/beneficios y nivelarlos de forma pública ayudará a que las percepciones no sean erróneas entre hombres y mujeres.
  2. Abrir espacios y canales de comunicación: A nivel global, hombres y mujeres no sienten que tienen la oportunidad de promoverse y comunicar sus ambiciones. Los empleadores necesitan hacer cambios en los procesos internos para asegurar que las oportunidades se comunican con éxito y que aquellos que deseen postularse tienen suficiente oportunidad y apertura para hacerlo. Los gerentes necesitan más capacitación para que puedan reconocer y detectar las habilidades y ambiciones de los colegas a su alrededor. Si la mayoría siente que no se puede autopromover y comunicar sus ambiciones esto tendrá un efecto negativo sobre la motivación y la satisfacción profesional.
  3. Implementar políticas para todos los grupos representativos: Quienes trabajan en organizaciones con políticas y prácticas de diversidad vigentes se sienten más positivos sobre sus ambiciones, salarios y oportunidades de carrera, creen que son parte de una empresa con pensamiento moderno. Los empleadores deben asegurarse de ponerlo en práctica y comunicarlo de manera efectiva a los empleados de la organización constantemente integrando a todos los grupos representativos.